Archivo del sitio

Los diez pesos de la discordia

Camión“¡Dame los 10 pesos!”, vociferaba el machacante, un hombre alto y flaco con una gorra negra y pulóver ajustado. “Ya te pagué”, repetía el señor en la esquina, quien pasaba de los 50 años de edad y se tocaba, una y otra vez, ambas patas del espejuelo, como muestra de nerviosismo.

Poco a poco, subían los tonos de voces. Los demás pasajeros permanecían en silencio. “¡Los 10, o te bajas!, porque aquí mando yo”, dijo el de la gorra, y abrió la puerta. Los gestos se volvían más amenazantes. Lee el resto de esta entrada

Anuncios

El diablo y las colas en Cuba

En este país de escasez material y dinero en el alma, más sabe el diablo por colero que por diablo, sin importar edad. Lee el resto de esta entrada

Reinaldo Cedeño, con La edad de la insolencia, en Holguín

Por YASEL TOLEDO GARNACHE

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Al amigo Reinaldo Cedeño Pineda, escritor y periodista de Santiago de Cuba, lo conocí en el Congreso Nacional de la Upec, hace algo más de cuatro meses. Sobre un sofá del hotel “El Costillar de Rocinante”, lo escuché hablar de libros, poemas, cuentos y premios, casi todos de él. Lo normal: “otro tipo que quiere lucirse “–pensé-. Luego escuché su nombre. Y lo relacioné con obras que, aunque no había leído, ya gravitaban en mi mente de novato en el mundo literario. Lee el resto de esta entrada