Archivo del sitio

Tecnología y memoria: ¿Divorcio?

Por BERNARDO RODRÍGUEZ CABRERA, colega de Holguín

¿Por qué memorizar un dato cuando podemos acceder a él con un solo clic? Esa parece la razón de ser del “efecto Google”, un fenómeno que ha disminuido nuestra capacidad de recordar cosas.

La posibilidad de buscar en Internet una información que necesitamos es sorprendente, pero esto debilita el ejercicio de nuestra memoria al no existir la necesidad de esforzarnos para encontrar lo que se precisa.

Actualmente cuando una persona enfrenta una pregunta difícil su primer impulso es acudir al ordenador para contestar la cuestión. Incluso cuando conoce la respuesta visita los medios informáticos para confirmarlo, pues los motores de búsqueda y las bases de datos de Internet se han convertido en una especie de “memoria externa” del cerebro humano, a la cual se puede acceder en cualquier momento. Lee el resto de esta entrada