Archivo del sitio

Imágenes de la memoria (+Fotos y video)

EN Altos de Mompié

Jóvenes en Altos de Mompié

Por Yasel Toledo Garnache

Nueve colchones para 23 personas. Un vaso con caldosa para tres, cuatro o más, no sé, no importa, tal vez solo hacen falta más vasijas. Un pomo con «refresco» para todos. La lluvia incesante, no hay truenos.
La música que se escucha, las montañas casi indefinibles por la neblina, pero seguras y fuertes. Un pasillo largo y un pequeño baño. Los presentes que conversan, sueñan y bailan. Un poco más del líquido con viandas y algunos huesos; aparecen también panes y mermelada de guayaba…
Lee el resto de esta entrada

Anuncios

Altos de Mompié, Fidel y aquella reunión decisiva (+Fotos, audio y Video)

altos de mompié

Lugar de la reunión en Altos de Mompié, intrincado paraje de la Sierra Maestra./Fotos: CNC TV

Por Yasel Toledo Garnache

Aquella no fue una reunión cualquiera, una más entre muchas, sino todo lo contrario. Había demasiado en peligro, y las sensaciones no resultaban agradables, después del fracaso de la Huelga General Revolucionaria del nueve de abril de 1958.

El ambiente era tenso, con críticas y debates fuertes en plena Sierra Maestra, exactamente en el lugar conocido como Altos de Mompié, a unos mil 200 metros sobre el nivel del mar, en el actual municipio granmense de Bartolomé Masó.

Tal vez, había algo de brisa, pero seguramente se sentía calor, por los ánimos exacerbados y los temas de análisis, capaces de hacer sudar a los responsables de costosos errores.

Ya todos sabían que se aproximaban jornadas decisivas, pues la tiranía de Fulgencio Batista preparaba una poderosa ofensiva militar, para tratar de aniquilar a los guerrilleros.

Suele repetirse que ese tres de mayo de 1958, Fidel Castro fue designado Secretario General del Movimiento 26 de Julio y Comandante en Jefe de todas las fuerzas revolucionarias. Quizás, algunos hasta imaginan aplausos y unanimidad en una decisión rápida, pero aquello fue mucho más y se extendió hasta cerca de las dos de la madrugada del día siguiente. Lee el resto de esta entrada