El Arcángel de Alejandro Álvarez

Por Rosse Suárez Fagales, colega de la Universidad de Holguín

Desde el primer estreno, este joven ha mantenido

a su grupo entre las compañías de teatro más destacadas del

territorio, ahora con un nuevo estilo dentro de la provincia.

Alejandro Álvarez es talento y consagración

Alejandro Álvarez es talento y consagración

La primera vez que lo vi a su aire frente a un público se desempeñaba en una obra dramática de manera excepcional, seis años más tarde lo he vuelto a ver dominando el escenario, ahora en una función donde los cuerpos tomaban el protagonismo. Asistí al teatro un sábado, con el único objetivo de matar el tedio nocturno; pero la mala costumbre o el vicio periodístico que se te impregna desde que entras a la carrera me jugó una mala pasada, todo el primer acto lo invertí en pensar cómo conseguir hablar con él. La suerte se me presentó con cuerpo humano: David, un amigo, ahora forma parte del grupo y a él acudí para acercarme un poco más a Alejandro Álvarez, director de Arcanjo Teatro. Con la misma sencillez que me dio un autógrafo en el 2008, me ofreció parte de su tiempo antes del espectáculo del domingo. Nos sentamos en la sala Alberto Dávalos, con la iluminación tenue que tendría durante la función y con una música relajante y a la vez activa. Entre montar la escenografía, dirigir a los muchachos, calentar y maquillarse fue respondiendo una a una mis preguntas.

¿Desde cuándo te vinculas con el teatro?

Antes había estado en la Casa de la Cultura, pero vengo contando mi etapa como artista cuando entro a un grupo profesional. Yo diría que fue a los 16 años, cuando tuve la oportunidad de formar parte del elenco artístico de Alas Buenas, no de la academia que tenía el grupo, sino ya con los actores profesionales de la compañía. A partir de ese momento es que ya me incluyo como tal en el mundo profesional del teatro.

¿Cómo surgió la idea de crear un grupo de teatro?

Comenzó como una necesidad mía de sentirme realizado como artista, porque fue por el año 2008, en la época en que salí de Alas Buenas y me quedé como en un standby artístico. Tuve la suerte en ese tiempo de conocer a Michael de la Cruz Gómez, quien también tenía inquietudes con el teatro. Fue entonces que nos unimos, decidimos que él sería el director general y se haría cargo de la parte burocrática del grupo, por llamarlo de alguna manera, y como yo tenía un poco más de experiencia en la rama del arte y había estado en un grupo antes, porque él en ese entonces estudiaba medicina, me encargaría de lo relativo a la parte artística.

¿Por qué Arcanjo, de dónde viene ese nombre?

Creo que esa fue una de las partes más complejas del inicio del grupo, Michael y yo pasamos mucho trabajo en buscarle un nombre, yo quería ponerle uno que fuera un tanto eclesiástico y poco común, y pienso que lo conseguimos porque a todo el mundo le interesa, es muy peculiar. Un día estábamos buscando en un libro y vimos la imagen de un arcángel, que es un mensajero de buena voluntad, algo majestuoso; pero no nos gustaba como sonaba Arcángel Teatro, queríamos que tuviera rima, que sonara bien, así que investigamos como se decía arcángel en otros idiomas y nos quedamos con el portugués: Arcanjo.

En ese momento pide permiso y va a orientar a sus muchachos: “Claudia, ve con Ángel a VSD y ven rapidito a calentar, ¡Andrés! ¿Dónde está Andrés?” se queda pensativo y se responde “Ah, anda buscando el vino. ¡Ey! ¡Bajen la música! Danae, ponte más base en la cara. Oscar, retócale el delineado a David, no, así no. ¡Anieska, ven, ayúdalos! Sigan ahí, ahora vengo. Ya regresé, soy todo tuyo los próximos diez minutos, no es fácil ser actor y director al mismo tiempo, es toda una locura”

Arcanjo Teatro tuvo un gran éxito en el 2008 con la presentación de Chamaco, obra principalmente hablada, ahora el grupo juega más con el lenguaje corporal y la música.

¿A que se debe este cambio?

Yo no pretendía hacer el grupo de danza teatro, quien tuvo la oportunidad de ver la primera obra puede darse cuenta, fue una decisión que tomé después, cuando fui experimentando y buscando dentro de mí. Un día me vino esta inquietud y me dije, “Caramba, en Holguín no hay muchos grupos que se dediquen a este estilo de danza teatro”. Teníamos lo básico: un buen grupo de teatro. Porque la danza teatro no se deriva de la danza como muchos creen, sino del teatro. Y tenía razón, a lo largo del país sí hay muchos grupos que se desarrollan en la rama de la danza teatro, pero en la provincia no, así que incursionamos en este estilo y creo que hasta ahora nos va bastante bien.

¿Cuál es el objetivo que sigue Arcanjo con cada puesta en escena?

Primeramente nuestra aspiración es hacer lo que queremos y sentimos, lo que nos inspira y nos libera. En segundo lugar, queremos que el público, de una manera u otra, se sienta identificado con las cosas de Arcanjo, que vea algo nuevo, un grupo de teatro diferente.

¿Qué papel desempeña Arcanjo Teatro dentro de la vida de Alejandro Álvarez?

Es mi mundo, yo he renunciado a cosas muy personales de la vida por seguir los pasos de mi grupo, y no me pesa porque realmente ha valido la pena. Se ha convertido en mi vida, los muchachos son como mi familia, de por sí tengo a mi propia familia inmersa dentro del proyecto. El esfuerzo y la constancia me han dado los resultados que yo quería, todo lo que tengo artísticamente, pienso yo, es gracias a Arcanjo.

¿Qué planes tiene Alejandro para Arcanjo en este 2014?

El año 2013 se podría decir que fue el año de los logros: nos profesionalizaron después de seis años de trabajo, nos acogieron como proyecto del Consejo Provincial de las Artes Escénicas de Holguín y también de logros míos porque ya me evalué. Ahora bien, lo difícil no es llegar, llegar pienso que pueden muchas personas sino mantenerse y es aún más complicado en el mundo del arte, por eso en enero ya empiezo a montar el próximo espectáculo, Ningún hombre es una isla; tal vez nos pasemos seis meses de montaje, pero va a ser un gran espectáculo. Quiero proponerme siempre que Arcanjo teatro todos los años tenga al menos dos estrenos.

¿Dos estrenos por año? Es algo complicado ¿no?

Es complejo, lo sé, pero pienso que se puede hacer porque en el año 2013 lo logramos con dos obras magnificas, Ritual de iniciación y este último, Muriendo por ti.

Culmina su respuesta con una invitación para el espectáculo que estaba por comenzar. Sería un placer, sin duda alguna, tener una nueva oportunidad de ver la representación del arte joven de Holguín; esa combinación de luces, cuerpos, voces, sentimientos y aspiraciones que se hace presente en los muchachos de Arcanjo Teatro y que es perceptible para el público gracias a la organización del grupo y el deseo que tiene Alejandro de que su compañía llegue a ser, para muchos, el ángel de la dramaturgia holguinera y, ¿por qué no?, de la cubana. 

Anuncios

Acerca de Yasel Toledo Garnache

Corresponsal-Jefe dela Agencia Cubana de Noticias en Granma y Vicepresidente provincial de la AHS. Es graduado del Centro Nacional de Formación Literaria Onelio Jorge Cardoso y de Periodismo en la Universidad de Holguín. Periodista, ensayista y narrador. Amante del cine y el deporte.

Publicado el 28 de enero de 2014 en Entrevistas y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: