Filosofía en la Universidad

Por YASEL TOLEDO GARNACHE

filosofia

La filosofía nunca me ha roto la cabeza, aunque tampoco somos amigos.

 

La filosofía gusta poco a muchos estudiantes universitarios. Algunos alegan que constituye un ladrillo que rompe cabezas y sus libros desafíos a la interpretación.

Consideran que debería tener menos horas clases, porque “no es importante para el ejercicio de profesiones como Ingeniería Industrial, Medicina o Derecho, y carece de significación aprender lo que hace cientos de años dijeron personas que no conocían con exactitud el mundo de hoy”.

Creen que Matemática, Física, Química, Biología…, contienen todas las explicaciones. Pero no es así, porque la Filosofía, enriquece las perspectivas de análisis y permite una mejor comprensión de las relaciones sociales, educativas, morales y de dignidad que condicionan los fenómenos humanos.

Estudia las leyes más generales que rigen el desarrollo del mundo y su interrelación con el hombre. Propicia reflexión, espíritu crítico, capacidad constructiva y entendimiento de los procesos históricos y cognitivos del individuo. Evita el reduccionismo y enarbola las investigaciones integradoras.

El estudio de obras como La República, de Platón; La Ética, de Aristóteles; El ser y la nada, de Sartre; Teoría y Praxis, de Emmanuel Kant y El Contrato Social, de Rousseau, nos brindaría numerosos conocimientos sobre la formación del pensamiento político reinante hoy.

La reinterpretación de corrientes filosóficas anteriores como el vitalismo y la fenomenología, que privilegian actitudes altruistas, serían medicamentos efectivos contra la globalización neoliberal y la degradación de valores, sobre todo en las sociedades capitalistas.

No debemos adentrarnos en un cementerio de ideas, sino devolverle la voz a los textos antiguos para que hablen en el contexto actual.

Resulta indispensable rescatar los mejores pensamientos de los padres fundadores de la metafísica, la teología, la ética, la razón y el marxismo.

La existencia de una filosofía integradora, que enarbole la interdisciplinariedad y multidisciplinariedad es vital. La eliminación de la enseñanza memorística y el uso de estilos dialógicos con lenguaje sencillo y ejemplos de la vida cotidiana que faciliten la comprensión, son esenciales.

El aumento de la motivación y la realización de pláticas con estudiantes en un ambiente agradable constituyen vías efectivas para incentivar el amor a la sabiduría. La cultura del debate sano y fructífero debe prevalecer.

La filosofía no es un ladrillo; sin embargo favorece la edificación de un futuro más agradable.

Anuncios

Acerca de Yasel Toledo Garnache

Corresponsal-Jefe dela Agencia Cubana de Noticias en Granma y Vicepresidente provincial de la AHS. Es graduado del Centro Nacional de Formación Literaria Onelio Jorge Cardoso y de Periodismo en la Universidad de Holguín. Periodista, ensayista y narrador. Amante del cine y el deporte.

Publicado el 18 de febrero de 2013 en Comentarios y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. 1 comentario.

  1. teresa Santos Rodríguez

    Mirtica estuviera muy orgullosa si leyera este comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: